Deshidratación del pelo en verano

Las radiaciones ultravioletas perjudican a la piel pero también al pelo. Y es que los rayos solares penetran en las cutículas y debilitan los folículos pilosos, provocando una deshidratación del pelo que modifica su propia estructura. La falta de agua daña la capa hidrolipídica, cuarteando la melena y mostrando un pelo áspero y seco.

Para las cámaras del programa de TVE, La Mañana, el director médico de Medical Hair España, Dr. Horacio Foglia explica que el cabello necesita entre el 15 y el 17% de agua para mantenerse hidratado. No olvidemos que el agua es fundamental para la salud y, además, para el cabello.

Para detectar la deshidratación que presenta el pelo se realiza un diagnóstico en consulta con lentes de aumento con las que determinar la capacidad del cuero cabelludo para mantener la hidratación, así como el estado del pelo.

La raíz del pelo es fundamental para determinar si el pelo está deshidratado aunque también puede verse en las puntas.

Para prevenir los efectos de los rayos UV en el pelo lo más efectivo es cubrir la cabeza puesto que es la mejor barrera existente. Además, los cabellos coloreados o tratados deben prepararse antes de exponerse al sol con protección solar alta para evitar que se modifique su color o su forma. También es recomendable aplicarse algún aceite solar una vez a la semana y dejarlo actuar toda la noche de forma que fortalecerá el pelo y lo hará más resistente a la exposición solar del día siguiente.

Medical Hair